¿De qué se trata la prueba de estrés bancaria?

De 35 entidades estadounidenses, 34 pasaron el exámen de la FED.

Según informó en junio la Reserva Federal de Estados Unidos, 34 de los 35 bancos más grandes del país aprobaron los tests de estrés a los que se ven sujetos anualmente para verificar su fortaleza ante cambios adversos.

El escenario hipotético más severo proyectó 578.000 millones de dólares en pérdidas totales para las 35 entidades. En esa situación, según los resultados de las pruebas, la ratio entre el capital de alta calidad y los activos de riesgo caería, como mucho, a un 7,9%, desde el 12,3% alcanzado a finales de 2017, bien por encima del 4,5% que es el mínimo exigido por la entidad reguladora.

La única entidad que no aprobó las pruebas en forma completa fue la división norteamericana del banco alemán Deutsche Bank. Las autoridades rechazaron los planes de la entidad de transferir utilidades hacia su casa matriz en Frankfurt, citando preocupaciones sobre sus controles de capital, entre otras debilidades “cualitativas”. La institución deberá reformular sus planes y presentarlos nuevamente antes de fin de año.

Share Button