Reaseguros: por qué a pesar de la devaluación el negocio sigue creciendo

El mercado reasegurador se vio afectado por varios cambios regulatorios en los últimos tres años, en los que se cambió el modelo imperante hasta diciembre de 2015 por uno más abierto al mundo.

La mayor participación a reaseguradoras transnacionales fue la de ACR Argentina, que se creó en 2012 a la sombra de la regulación que pasó el total de las primas al mercado local. Fue evolucionando con los cambios regulatorios y hoy busca colocar “riesgos difíciles” con el capital disponible. “Nuestra proyección nos muestra que, más allá de la devaluación, el negocio sigue creciendo. Sabemos que podemos competir porque los costos son bajos porque tenemos una estructura moderada y con buenos sistemas que nos hacen eficientes”, aseguró Alberto Montepagano, director de la compañía.

La empresa también brinda consultoría de reaseguro para las compañías que tienen una limitación en el manejo de este tipo de negocios. “Es más fácil para una compañía local pagar una sola vez a nosotros, que lo distribuimos en el exterior”, puntualizó Montepagano. De este modo, cuenta con 45 clientes contractuales que “tienen negocios chicos que les exceden la suma asegurada y si no tienen un referente local es difícil que los puedan sostener”.

Otro aspecto de sus ingresos son los negocios facultativos que, por debajo de los 35 millones de dólares, tienen que pasar por un reasegurador local. El directivo indicó: “Compramos una retrocesión para mayor capacidad (reaseguro de reaseguro). En ese segmento estamos creciendo bastante bien”. Se trata de aviones privados, colecciones de arte, flotas de barcos.

Share Button