Créditos contra el cambio climático

El banco HSBC y el Gobierno de Queensland en Australia realizaron la primera inversión en reef credits (créditos de arrecife). Están destinados a salvaguardar la Gran Barrera de Coral, un icono internacional de la biodiversidad amenazado por el cambio climático y la mala calidad del agua.
Según informó el banco en un comunicado, estos créditos son un instrumento financiero negociable que cuantifica y valora el trabajo realizado para mejorar la calidad del agua que fluye hacia el arrecife.
Al igual que en el mercado de compensación de carbono, estos créditos pagan a los propietarios de tierras por mejorar la calidad del agua como resultado de sus acciones en la finca, sin comprometer la productividad de sus tierras.

Share Button