La pandemia aceleró el uso de drones en la industria aseguradora

El 35% de las compañías a nivel global ya invierte en esta tecnología. Aunque en la Argentina es incipiente su uso, gana cada vez más lugar.

La crisis sanitaria por la pandemia de COVID-19 trajo cambios para múltiples industrias, entre ellas, la aseguradora. El impulso de la digitalización fue una de las transformaciones más relevantes del 2020, y promete profundizarse en 2021.

Así, las empresas innovan con la incorporación de nuevas herramientas. Una de las tecnologías elegidas es el uso de drones. Según una investigación de la consultora Global Data, el 35% de las compañías de la industria aseguradora mundial ya invierte en estos dispositivos aéreos.

Su uso cobra interés en el sector dada su facilidad para vigilar y optimizar procesos sin necesidad de exponer al personal a incidentes. Además, permiten llegar a sitios poco accesibles o zonas inhóspitas, para medir con precisión y velocidad recursos afectados por desastres naturales con tecnología de vanguardia.

“Cada empresa tiene sus necesidades, por lo que se requieren distintas soluciones para atender la demanda. Algunas valoran la velocidad de vuelo y la capacidad de carga, otras se concentran en la búsqueda de información de alta calidad en tiempo real”, asegura un estudio del equipo Drone Powered Solutions de PwC. Según esta compañía miembro de las Big Four de consultoría, el mercado global de soluciones con drones supera los 127.000 millones de dólares por año.

A dos años de la nueva reglamentación sobre su uso en la Argentina, aún es incipiente su utilización en el país, aunque el sector los considera una herramienta clave que da cuenta de la transformación que vendrá.

 

La experiencia local

En Experta Seguros surgió la idea de utilizar estos dispositivos en 2017 como un proyecto de prueba y aprendizaje que se implementó en la práctica en 2018. Al año siguiente, en 2019, se sumó como un área de investigación dentro de la empresa, conformada por un equipo multidisciplinario de profesionales especialistas en tecnología y prevención.

Desde el Laboratorio de Innovación de la firma enumeraron sus ventajas: pueden efectuar maniobras de reconocimiento y tomar fotografías de una superficie evaluada. Ofrece una visión detallada en tiempo real, con una consecuente optimización de los procesos y una mejor atención al cliente.

Asimismo, explican que, mayormente, los drones se emplean para controles aéreos que permiten alcanzar sitios poco accesibles. De esta manera, se protege al trabajador de posibles riesgos, además de proveer información más precisa, difícil de obtener por parte de un operario.

“La sección ‘Tecnología aplicada a la seguridad’ del laboratorio genera, de forma constante, experiencias disruptivas con la tecnología como aliada, como la inspección de riesgos con drones”, señalaron.

Para Cristian Di Iorio, UW property manager de la aseguradora Chubb Argentina, esta tecnología ofrece múltiples beneficios. “Los drones pueden desplegarse rápidamente y brindar datos optimizados. Usan cámaras termográficas y reconstrucción 3D. Sirven para aumentar la seguridad de los trabajadores al reducir la necesidad de una inspección física”, comentó.

La oportunidad no se limita sólo a los beneficios del uso de drones. Las compañías de seguros, además de ser usuarias del servicio, pueden ser prestadoras de las coberturas para estos vehículos aéreos no tripulados (VANT) por lo que se espera que la oferta de seguros de este tipo se amplíe a nivel nacional.

Share Button