Orgullosos de haber estado a la altura de las circunstancias

“Tuvimos que acelerar la digitalización de procesos con los que ya veníamos trabajando tanto para productores de seguros, asegurados, prepagas y ART.”

 

Lo que esta pandemia deja en claro para toda la población es la importancia de la capacidad y calidad de la prestación médica. Tuvimos un año con muchos desafíos, sobre todo si se tiene en cuenta que somos un grupo que surgió desde este rubro. En este contexto a través de una nueva experiencia logramos tener una importante valoración de nuestra sociedad contando con 8.000 empleados directos, 300 camas de terapia intensiva, 200 respiradores y sanatorios de buena calidad donde se tomaron las primeras prácticas de tratamiento del coronavirus con un equipo de médicos de primera línea. Somos el primer grupo del país en prestación médica privada, por lo que es un orgullo haber podido demostrar que estamos preparados para situaciones tan especiales como las vividas y que aún estamos transcurriendo.  

 

En el medio de la pandemia tuvimos una situación excepcional con los sanatorios vacíos, al 45-50% de la capacidad, siendo que nuestra ecuación de negocios funciona con una ocupación del 85-90% y eso es preocupante desde el punto de vista económico. A eso se sumó haber afrontado desde un principio los primeros casos de contagio. Al mismo tiempo nuestro sistema nunca colapsó, contamos siempre con capacidad operativa de sobra para todos los asociados de prepaga y de las prepagas que funcionan en nuestros sanatorios, y pudimos salir adelante.

También dentro del grupo es importante el negocio de ART donde contamos con 1,05 millones de cápitas y tuvimos que hacer frente a 170.000 casos de COVID-19 dentro del sistema y más de 12.000 correspondientes a Galeno.  En tanto que la mayoría de los contagiados fue en sectores de trabajadores que tienen 35 años en promedio, la enfermedad transcurrió bien para la mayoría de los casos. Las ART típicamente están más especializadas en traumatología, pero en nuestro caso, al contar con la prestación medica, pudimos manejarlo muy bien. Fue una buena experiencia desde lo profesional, nos deja orgullosos de nuestro desempeño.

 

En cuanto a la digitalización de procesos, tuvimos que acelerar aquellos en los que veníamos trabajando, 

tanto para productores de seguros, asegurados, prepagas y ART. Así se alcanzó una envergadura distinta en cuanto a consultas y uso de herramientas y plataformas, desarrollos en aplicaciones y servicios de la web. El desafío fue enorme pero los resultados fueron muy buenos. En telemedicina veníamos invirtiendo desde antes de la pandemia con el servicio Llamando al Doctor, que también fue un éxito que mostró un salto impresionante en cantidad de consultas por mes. Pudo brindar un servicio muy interesante para los asegurados. 

 

Creo que en pocos meses se adelantó años. Si bien la tecnología y herramientas virtuales ya estaban, ahora pasamos a tener un cliente a favor de trabajar todo a través de este tipo de canales, lo que nos abre un panorama de un futuro muy interesante para seguir utilizando y profundizando. Queda una tierra fértil como para seguir sembrando y proponiendo mediante más tecnología para lograr ser más eficientes y brindarle mayor satisfacción al cliente. En este sentido fue muy importante este salto desde el punto de vista cultural.

 

Lo fundamental para el año 2021 será qué pasa con la economía, lo que nos lleva a tener que ser muy flexibles a la hora de desarrollar nuevos productos, con precios competitivos, otorgar facilidades de pago, de manera de ir viendo las necesidades e ir adaptándonos. Esperamos un rebote de la economía, pero también es importante la experiencia obtenida de empatizar más con los clientes y acompañarlos en este proceso de coyuntura tan particular, lograr fidelizarlos con productos más ajustados, más cortos y adecuados a la necesidad puntual del momento. En este punto fue muy interesante el contenido desarrollado a través de la web con charlas y videos sobre diversos temas psicológicos, de actividades domésticas, que permitieron brindar servicios alternativos de acercamiento a través de nuestra web y que nuestros clientes pudieron aprovechar de manera gratuita.

 

Vemos que será un año positivo porque vimos que nos pudimos adaptar en un contexto complicado y estamos esperanzados de que la economía del país pueda crecer luego de esta crisis, como puede observarse que ocurre en Europa a través de algunos indicadores positivos. Es importante que las empresas tengan más liquidez, las familias cuenten con más sueldos para brindar también más liquidez en el consumo. El eje va a estar en lo económico, y tenemos la perspectiva de que pueda haber crecimiento para el próximo año y más previsibilidad.

 

Diego Sobrini 

Presidente del Grupo Galeno

Share Button