Robótica para los procesos de tesorería y cobranzas

La automatización robótica de procesos (RPA, por sus siglas en inglés) replica las acciones que ejecutan los las personas al interactuar con programas, sitios web, planillas, correos y documentos. En este sentido sirve para complementar las tareas que realizan los equipos y los deja libres para realizar acciones que generen mayor valor agregado.
Actualmente sirve para, por ejemplo, controlar miles de facturas al mes. O bien para permitirles a los productores no tener que acercarse personalmente a  entregar documentación o comprobantes de pagos.
También permite disminuir los tiempos de respuesta. Gestiones que antes demoraban tres días, ahora se resuelven en apenas uno. Además mejora la acreditación de comisiones a los productores.
En Argentina, ahora es Allianz quien se encuentra implementando una estrategia de digitalización y transformación de procesos para mejorar la experiencia del cliente.
Las innovaciones tienen que ver con la incorporación de robótica a los procesos de tesorería y cobranzas. Con eso buscan optimizar los tiempos de respuesta para sus productores, asegurados y proveedores.
Sergio Vittola, gerente de Tesorería, Cobranzas y Cuentas Corriente de la aseguradora, manifestó: “En 2018 presentamos un primer proyecto en el área y comenzamos con el relevamiento interno de las tareas que podían ser automatizadas y digitalizadas. Todo el equipo colaboró para entender cuáles eran las funciones más simples, operativas, repetitivas y de gran volumen, como también aquellas que estaban siendo relegadas. En base a eso armamos el plan de trabajo. Entre todos los cambios que se fueron realizando, los dos factores claves fueron la incorporación de las primeras cinco aplicaciones móviles de cobro del mercado, que permitieron digitalizar este canal en la compañía; y la introducción de la robótica en varios procesos y sectores: cobranzas, tesorería, cuentas corrientes, reaseguros, contabilidad y siniestros”.

Share Button