Siniestros viales: ¿vuelve la “vieja normalidad”?

La siniestralidad vial ya se acerca a los niveles prepandemia, después de un fuerte descenso al comienzo de la cuarentena.

Pese a que el nivel de siniestros viales sigue siendo menor al de hace un año, antes del inicio de las medidas para evitar la propagación del coronavirus, los accidentes de tránsito crecieron en los últimos meses. Actualmente, se encuentran cada vez más cerca de volver a las alarmantes cifras habituales, aquellas que registraba la “vieja normalidad”.

Así lo asegura un informe elaborado por el Observatorio del Instituto de Seguridad y Educación Vial (ISEV). El estudio, que la entidad realiza de manera mensual, refleja que, aunque la tasa de siniestralidad vial a nivel nacional se ubicó durante febrero un 14,7% por debajo del mismo mes de 2020, aumentó con respecto a las semanas anteriores, a medida que se habilitaron más actividades y se flexibilizaron las restricciones de circulación.

En enero, el índice se desplomó un 19,8%, frente al mismo mes de 2020, según los datos relevados por ISEV. La anterior baja, en diciembre, fue del 28,3% con respecto al mismo mes de 2019.

Al principio del aislamiento obligatorio, los siniestros viales que dejan como consecuencia un lesionado de grado 3, es decir con, al menos, una fractura, bajaron casi un 70% medido de manera interanual. La caída más pronunciada se produjo durante los meses de la cuarentena más estricta, como abril, cuando la movilidad fue de entre el 10% y el 25% del ritmo habitual.

Mortalidad vial

En cuanto al índice de mortalidad, más de la mitad de los fallecimientos ocurridos en febrero pasado (el 52%) correspondieron a conductores hombres menores de 30 años, de los cuales el 67% murieron en zonas rurales, de acuerdo al relevamiento de ISEV.

El año pasado, fallecieron en la Argentina 3.138 personas en siniestros viales. La cifra representa una caída del 42,8% con respecto a 2018. Ese es el último dato oficial disponible de la Agencia Nacional de Seguridad Vial (ANSV), organismo dependiente del Ministerio de Transporte de la Nación. Sobre 2019 no hay información debido “al cambio de Gobierno”.

Según la ANSV, las 3.138 víctimas fatales de 2020 perdieron la vida en 2.784 siniestros viales. Esto representa un promedio diario de 8,6 personas fallecidas, poco más de la mitad de las 15 muertes diarias registradas en 2018. De este modo, según el último reporte oficial, en 2020 la tasa de mortalidad fue de 6,9 cada 100.000 habitantes, mientras que en 2018 ascendió a 12,3.

El ministro de Desarrollo Social de la Nación, Daniel Arroyo, y el director ejecutivo de la ANSV, Pablo Martínez Carignano, firmaron este lunes un convenio que permitirá incluir a familiares de víctimas de siniestros viales en el Programa de Ayudas Urgentes, dependiente de la cartera que dirige Arroyo. Brinda asistencia socioeconómica a personas físicas, organismos gubernamentales y organizaciones no gubernamentales que se encuentran atravesando situaciones de emergencia o urgencia.